¿Qué es un estudio geotécnico?

Estudios Geotécnicos

En un proyecto de edificación el estudio geotécnico debe ser el primer paso para conocer el tipo de suelo sobre el que se va a construir y evitar problemas futuros.
Independientemente del tipo de construcción a realizar, los informes geotécnicos son fundamentales para todo tipo de edificación, ya sean viviendas unifamiliares, edificios de varias plantas, naves, así como cualquier tipo de edificación que necesite sustentarse sobre una cimentación.

 

¿Qué contempla un estudio geotécnico?

El estudio geotécnico contempla desde pruebas in situ en campo, (ensayos de penetración dinámica, spt, etc.) como la toma de muestras del terreno sobre el que se va a realizar el estudio geotécnico.

Para esta toma de muestras se realizan o bien sondeos a rotación con extracción de testigo o bien calicatas con retroexcavadora, pudiendo realizarse también los dos métodos de muestreo si el proyecto así lo requiere.

Una vez realizado el muestreo se pasa a la fase de laboratorio donde se determinan todos los ensayos y parámetros necesarios para la caracterización del terreno.

Con todos estos datos, los recabados sobre el terreno y los aportados por el laboratorio de mecánica de suelos, se realizan los cálculos oportunos para determinar entre otros parámetros, la cimentación necesaria para ese proyecto en concreto en ese terreno estudiado.

 

Muy importante

No debemos olvidar, que además de lo beneficioso que resulta la realización de un buen estudio geotécnico, ya que nos va a evitar sorpresas futuras como pueden ser asentamientos del terreno, aparición de patologías en la edificación, deslizamientos y un largo etc. también resulta ventajoso en cuanto a costes, ya que se optimizará la cimentación de la edificación, evitando un sobre coste en el proyecto.

Pero aún más, la realización del estudio geotécnico es obligatoria, sobre todo si tenemos en cuenta su objetivo: garantizar la seguridad y funcionalidad de la estructura a construir o modificar.

 

A tener en cuenta

El «Código Técnico de la Edificación» (CTE) es un marco normativo que establece que las edificaciones deben cumplir los requisitos básicos de seguridad y habitabilidad estipulados en la Ley N° 38/1999 de Ordenación de la Edificación (LOE) de 5 de noviembre. Los requisitos básicos de calidad que deben cumplir los edificios implican cuestiones de seguridad y habitabilidad.

Teniendo en cuenta el tipo de edificio a construir, la investigación geotécnica se define en el «Código Técnico de la Edificación» como un esquema de información cuantitativa sobre las características del terreno. Esta investigación refleja información cuantitativa relacionada con el tipo de edificio proyectado y el entorno en el que se encuentra.

 

¿Cuáles son las partes de la investigación en ingeniería geotécnica?

Conclusiones del levantamiento geológico-geotécnico (cálculo del tamaño de elementos estructurales, predicción del comportamiento topográfico, estabilidad de cortes y terraplenes, estabilidad de taludes, recomendaciones de cimentaciones y ejecución del proyecto)

Gráficos y documentos escritos utilizados para definir las condiciones del terreno (plantas, contornos, memoria descriptiva).

Datos recogidos durante la investigación: sondeos y pozos de cimentación, geofísica, ensayos de laboratorio, levantamientos geomecánicos, cartografía geológica…

 

¿Y si no se realiza investigación geotécnica?

Las consecuencias de no realizar una investigación geotécnica al inicio de un proyecto de construcción, son amplias y variadas. Además de los riesgos para los trabajadores, la menor pérdida es el costo extra de trabajo debido a la falta de información.